¿Bebes alcohol? ¡Cuidado! Aumenta el riesgo de síndrome premenstrual

¿Eres de las que se quedan hasta que el bar cierre? Sabes que el alcohol no tiene efectos positivos en tu cuerpo, pero la vida es una y quieres disfrutarla a más no poder. Aún así te preocupa tu salud y hay un momento en el que no tienes tantas ganas de estar tomando un aperol o mojito, porque te pones de un humor de aquellos y no te sientes bien. Las causas de ese estado son esas copas de más, ya que está confirmado que el alcohol aumenta el riesgo de síndrome premenstrual.

Ya llegó a tocar tu puerta ese molesto momento que te cambia el humor, te sientes más hinchada, comes como loca y no te reconoces a ti misma. El síndrome premenstrual siempre llega en el instante que menos lo deseas y una de las razones de este se encuentra más cerca de ti. Hablamos de esas copas de más que tomaste el sábado en la noche, pues está comprobado que el alcohol aumenta el riesgo que tengas este molesto síndrome.

Más de 50.000 personas participaron de la investigación realizada por la Universidad de Santiago de Compostela y la Universidad de Southampton. Gracias a los participantes los investigadores de ambos centros educativos lograron concluir que uno de cada diez casos de síndrome premenstrual está relacionado con el consumo de alcohol.

El análisis a mujeres que consumen alcohol arrojó que tienen un 45% más riesgo de tener síndrome premenstrual que las que no beben. Además elevan a 3.000 el número de días de malestar en su vida fértil. También afirman que quienes consumen alcohol de manera excesiva tienen un 79% de riesgos de tener este síndrome.

El síndrome premenstrual como tal trata un conjunto de síntomas psíquicos y físicos, siendo los más característicos el cambio de humor, hinchazón, irritabilidad, pérdida de control, ansiedad por la comida, dificultad de concentración, fatiga y dolores de cabeza.