Las ventajas de la parafinoterapia: Hidratación y sedosidad para tus manos

Esta técnica de cuidado para tus manos provee una hidratación profunda y es muy recomendada para protegerlas de los cambios de temperatura típicos del cambio de estación. 

El cuidado de las manos siempre se ha asociado a la manicura o al uso de cremas hidratantes diarias. Sin embargo, una excelente forma de hidratarlas es la parafinoterapia, un tratamiento que pertenece a las llamadas “termoterapias”, que agrupa a los servicios cosméticos que utilizan calor.

La parafina, producto derivado del petróleo que se obtiene del carbón a través de un proceso de destilación, comenzó a ser utilizada como producto cosmético gracias a sus propiedades hidratantes, que aportan suavidad y brillo a la piel. Pero incluso se aplica en sesiones de fisioterapia con el fin de calmar el dolor en algunos procesos artríticos, contracturas o tendinitis, mejorando las dolencias debido al calor que provoca la parafina.

¿Qué es la parafinoterapia? Consiste en la inmersión de las manos en parafina refinada expuesta al calor. Se deben mantener las manos en contacto con esta sustancia entre 10 y 15 minutos para lograr sus efectos positivos. Algunos de sus beneficios son:

  •  Humecta hasta la capa más profunda de la piel.
  • Ideal para combatir las manos y pies resecos.
  • Elimina las toxinas de las células.
  • Relaja los músculos inflamados y rígidos
  • Alivia las dolorosas articulaciones artríticas.

Los especialistas de la peluquería Palumbo aconsejan realizarse al menos una vez al mes un servicio para cuidar la piel de las manos, ya que siempre se encuentran expuestas a la contaminación y agentes externos dañinos que las resecan. Incluso en sus diferentes sedes encontrarás este servicio para mejorar la piel de tus manos, que entrega  hidratación inmediata,  sedosidad, junto con aliviar algunos dolores ya mencionados.

Comments

comments